lunes, 3 de noviembre de 2014

Por dónde seguimos????


Hola a todos de nuevo... tras una entrada en la que os contamos cómo iniciar la intervención con un niñ@ con TEA, dónde os contábamos qué tipo de actividades y procedimientos eran útiles inicialmente, os planteamos un segundo momento en el que introduciríamos otras tareas (objetivos y procedimientos) que sin ser tan “claves” o nucleares son complementarias para estimular el desarrollo en los diferentes ámbitos.
Estas habilidades o actividades las apuntamos al final de la primera entrada y ahora queremos extenderrnos y desarrollarlas  un poquito...
1.       Decir “hola” y “adiós”. Esta habilidad en principio la enseñaremos de forma algo mecánica, y con el tiempo, llegará a captar su significado real. Aprovecharemos las situaciones naturales de entrada y salida de lugares para moldearla y elicitarla. Nos apoyamos en signos para realizarla y es importante tener en cuenta los siguientes pasos a la hora de introducirla.


            Primero, nos plantearemos que el niñ@ responda (de manera signada y/o oralmente) al saludo o despedida de los demás, ayudándolo nosotros...  y cuando sea capaz de hacerlo sin apoyo pasaremos al siguiente paso. 
Este será que en estas situaciones en las que lo hemos abordado, sea él o ella el que lo inicie (el saludo o la despedida). Para ello puede ayudar que hagamos uso de dos recursos claves:
- la espera estructurada... es decir, posicionarnos delante del niñ@, agachándonos a su altura... y darle un tiempo...  
 - los signos... si vemos que no arranca podemos, o bien iniciar nosotros el signo sobre nosotros mismos a modo de recordatorio o iniciárselo a él o ella con el mismo fin...  
Es MUY IMPORTANTE:
-         evitar dar indicaciones DIRECTAS, tales cómo DÍ HOLA O DÍ ADIÓS
-         asi mismo, inicialmente, sólo usar la rutina de saludo o despedida (“hola” y “adiós”) SIN incluir el nombre de la persona (hola mamá, hola papá…) con el fin de evitar ecolalias inmediatas y que usen estructuras inapropiadas (por ejemplo, yo entro y le digo a una niña “hola Patricia”, y ella me contesta “hola Patricia”, sería inadecuado, porque este no es mi nombre). Más adelante os explicaremos cómo daríamos este paso.

2.      Otra habilidad básica para estos momentos iniciales, es que el niñ@ recurra al adulto cuando tiene una dificultad. Es decir, que nos solicite ayuda. Para favorecer el desarrollo de esta habilidad, generamos situaciones en las que sabemos que el niñ@ va a tener “un problema” (por ejemplo, le indicamos que cuelgue el abrigo, cuando sabemos que no tiene suficiente destreza o que ponga un picto en la agenda al que le hemos retirado el velcro). Lo más importante es esperar a que el niño vaya hacia el adulto (este sería el primer paso y para facilitarlo, nos ponemos muy cerquita y disponible). Cuando el niño se aproxime a nosotros, bien porque nos toque, nos entregue el objeto con el que tiene la dificultad (el abrigo) o ponga nuestra mano sobre el objeto... cogeremos sus manos y moldearemos el signo de ayuda

video

Esta misma situación la provocaremos a ser posible todos los días (podemos generar diferentes momentos si estamos en el contexto de casa o en el cole y no en el tiempo corto de una sesión) y progresivamente retiraremos nuestro apoyo para el desarrollo del signo.

3.      Identificar a las personas de su entorno. Este contenido vamos a introducirlo en el niñ@ presentando fotos de los miembros de su familia y tratando de que realice actividades de emparejamiento. Nos serviremos de una plantilla que le ayude a entender lo que pretendemos a través de esta actividad.



Colocaremos una foto al tiempo que nombramos a la persona correspondiente y le ayudamos a identificar o buscar la pareja. Cuando el niñ@ la pone en su lugar, volvemos a nombrar y finalmente, repetimos nombrando ambas para reforzar el emparejamiento y la comprensión de la tarea. Esta tarea la solemos apoyar también con signos: papá, mamá, el señalamiento sobre sí mismo (para él o ella) y si hay hermanos, buscamos un signo para cada uno de ellos.




También a través de ella estamos abordando la capacidad representacional, la identificación de personas en fotos.
4.      El juego funcional con juguetes es otro aspecto a abordar. Como ya os hemos explicado en otras entradas, sería apoyar al niñ@ (si es necesario) para que realice manipulaciones apropiadas y variadas de objetos diversos y manteniéndose durante suficiente tiempo en las mismas. Por ejemplo, apretar, tirar, meter, agitar, soplar, rodar... os mostramos diferentes ejemplos de este tipo de juguetes.
 

 


 
 


5.      Finalmente, os proponemos una actividad a través de la cual se abordan diferentes aspectos:
              - capacidad representacional, es decir, la habilidad del niño para identificar el objeto que se representa en una foto
         - el primer paso del juego simbólico, que consiste en la manipulación de objetos cotidianos en situaciones descontextualizadas (es decir, fuera de la situación habitual) –en una próxima entrada os contaremos cómo abordamos el juego simbólico-. 

Esta actividad nosotros la llamamos “Bloc” ya que el soporte de la misma es un bloc o carpeta en el que hay fotos de objetos cotidianos que forman parte de la vida diaria del niñ@ (es importante tener información de la familia al respecto). Estos objetos podrían ser lápiz, peine, vaso o botella, crema, pelota, cuchara… 



Tendremos dos objetivos:
- por un lado, que el niño identifique el objeto que le mostramos en la foto o dibujo, que nombramos al aparecer y que el niño tiene que seleccionar de un grupo que le presentamos (este grupo será tan numeroso como el niño permita, iniciaríamos con uno o una pareja de objetos y aumentaríamos progresivamente) 

presentación de la tarea
lo que queremos que el niñ@ haga


Aumentamos progresivamente la dificultad
Este sería el último paso 

- por otro lado, una vez que el niñ@ lo ha emparejado, si no surge de forma espontánea... le animamos a utilizarlo (a ver cómo te peinas!) podemos incluso  darle un modelo a ver si nos imita y si no, haríamos uso del apoyo físico para que realice la acción correspondiente...

Hasta aquí, otra serie de sugerencias de actividades para introducir en momentos iniciales. Si os animáis y probáis algunas, o si os surgen dudas al ponerlas en práctica, plantearnos cuestiones para así aclarar la información aportada... ¡¡¡¡OS ESPERAMOS!!!!!



1 comentario:

  1. Buenísimo el artículo!!!! me he sentido completamente identificada, ahora si que tengo todos los apuntes por escrito por si alguno se me escapó ayer en la reunión. Y la idea del video, genial. Mas completo imposible. Gracias.

    Esther

    ResponderEliminar